Querido Diario…

Las llantas rechinaron tan fuerte que el eco de la bodega hizo retumbar el sonido por todo el lugar; usar el factor sorpresa no era uno de mis planes. De un salto bajamos de la camioneta y corrimos a diferentes esquinas para cubrirnos. Armados con R15’s, Beretta’s y una que otra resortera, nos preparamos para salvar a Bytevik. Apenas estuvimos cubiertos los disparos empezaron a sonar de lado a lado, los chirridos iban en aumento; y sin miedo nosotros disparábamos a cualquier cosa que pareciese un blanco.

- Joven, ¿me escuchas?
- Si, ¿qué tranza chavo?, ¿ya llegaron? - me contestó Fab desde el otro lado, en la seguridad de las instalaciones de la H. Organización Turbia e Ilegal
- Si, ¿dónde esta?
- Hum... de acuerdo a nuestros cálculos, debe estar en el tercer piso, ¿ves algo? - en realidad no veía nada, enfrente de nosotros estaba una cortina que cerraba el pasó, y lo más que llegaba a ver eran resplandores de disparos que nos caían, y empezaban a formar una densa capa de humo
- Hum... no, dame cinco.. bueno menos, como diez...

Estábamos disparando sin coordinación, todo era un desorden y los Hombres de Gris se veían bien coordinados. Con la mano le hice señales a Lalo para que avance y cubriese la izquierda, necesitábamos formar al menos tres lineas de embate.

- Joven, tienes una misión.. izquierda todo derecho, aguanta el espacio con Luis, mientras vemos a la derecha que armamos para abrir cancha desde el centro

- ¡Joven!, ¿es en serio?, estamos en medio de una balacera
- Pues si joven, pero pues es el momento de aprovechar

Esto era una situación muy complicada, sin recursos, a punto de perder a Bytevik y sin poder acceder… ¡demonios!, de pronto Aldo y Beto corrieron hacia la derecha

- ¿Qué hacen?
- A la derecha mi buen Au [...] to, vamos a armar la tercer línea
- Ouuuu... joven - de nuevo volteé hacia Lalo 
- Ouuuu está bien, Luis corre... hay que mantener la línea, apuntala a 135 y cubre a esos dos tipos
- Pero, ¿si nos van a pagar la comida? - dijo antes de cargar con su R15 y avanzar tras Lalo

Me faltaba gente para generar la línea central, mire al Becario, el Becario me miró a mi.. y mientras nos estábamos mirando, un grito se escuchó aumentado por el eco de la bodega:

- ¡Ya valió veeeeerg$%&/() Señor Barrigaaaaaaaaaaaaa!

Era Janey que había salido corriendo desde atrás de la camioneta y cruzaba a toda velocidad al frente, cerca de donde se encontraba los Hombres de Gris

- ¿Qué le pasa? - pregunté más para mi, que esperando una respuesta
- Creo que encontró el botón para abrir la cortina - me respondió Lalo 2
- Ouuuuu ... - [inserte emoticón pensante del wassab] - Ouuuuuuu.... ¡Becario!, actitud, cubre a a esa ente chaparroide de piel pálida lo mejor que puedas. Hey ¡todos! cubran a Karen, nos va a abrir la cortina.. definan las líneas, y apenas abra... ¡cierren a cero!

Nos acomodamos, cubriéndonos con lo poco que teníamos y disparamos todo lo que teníamos con tal de evitar que pudiesen ajustar a Janey. De pronto la cortina se abrió y vi como empezaron a retroceder para entrar dentro de la bodega. Vi un Hombre de Gris vestido de negro, su traje se veía de lana, pero la tela era más delicada, seguramente era alguien importante, se paró para acomodar su disparo a mi; lancé a un lado el R15 y saqué mis dos Berettas, la izquierda disparó y le perforé el muslo izquierdo; él respondió girando para intentar correr, pero el dolor en la pierna le debió de haber debilitado tanto que vi como empezó a caer, entonces la derecha disparó y le perforé el cráneo, vi como la bala empujo su cerebro hacia el piso y quedó muerto al instante. Apenas vieron eso, los demás Hombres de Gris perdieron el orden.

Corrí hacia Janey que estaba echa bolita junto a la cortina.

- ¡Hey!
- Oh demonios, me morí
- ¡¿Ah?! - creo que estaba en shock
- Me morí, me morí y tú estas aquí... ¡ahhhh! quiere decir que me fui al infierno - en ese momento le acomode un buen sape que la reaccionar
- No estas muerta... aun, así que corre

Janey se quedó recargada en la pared, mientra nosotros seguimos corriendo a toda velocidad. El intercambio de balas empezó a detener, Lalo, Luis, Aldo, Beto y Lalo 2 dejaron una larga hilera de cuerpos por todos lados. Seguí corriendo hasta que el aliento se me iba, pude ver como había tres camionetas, que a lo lejos se veían blindadas y como sacaban  a Bytevik con una bolsa de tela en la cabeza, de una de las bodegas internas y lo metían a las camionetas.

Vi como el jefe de los Hombres de Gris le puso el arma en la cabeza; entonces, levanté la mano para frenar el fuego. Subieron a la camioneta, y se fueron; se lo habían llevado.

Me tiré al suelo, me faltaba el aire… creo que era momento de bajarle a los tacos al pastor.

- Belindo... creo que falló el plan - dijo Lalo

El camino a las instalaciones de la Organización Turbia e Ilegal fue silencioso. La conversación únicamente se centró en el heroico y loco acto de Janey. Fuera de eso, nadie quería hablar del resultado.

Entramos junto con el Blue Team, todos nos miraron al entrar esperando que dijésemos algo, o que Bytevik apareciese tras de nosotros.

- Beli, ¿dónde esta Bytevik? - preguntó Paola

Me acerqué a Alonso, sin poder mirarlo a los ojos, le toqué el hombro. Alcé la vista, miré hacia alrededor y salí de la sala.

Me quedé sentado en el suelo de la Bodega, con el aire acondicionado, cuando mi teléfono empezó a sonar.

- Hola
- ¿Qué onda?, ¿estas ocupado? - preguntó Mom
- No, ¿qué pasa?
- Dime algo
- ¿Si?
- Me acaba de llegar una caja de madera, con hielo dentro, y una oreja
- Bytevik - y colgué el teléfono

Querido Diario…

😀 el 14 de Junio, de nuevo habrá capítulos de Aggretsuko.